Daniel Merriweather - Love & War (J Records, 2009)

Principios de Mayo. Madrid ya empieza a lucir sus mejores galas de cara al verano, un sol radiante amenaza a los viandantes y Daniel Merriweather aparece en la sede del diario El Mundo ataviado con unos vaqueros pitillo bien ajustados, camisa vaquera arremangada y flequillo a lo James Dean. Lo que más sorprende nada más verle aparecer es su estilo cercano; nuestras sospechas se confirman, Merriweather no es la típica estrella al uso. Minutos después sube al escenario dispuesto para la ocasión, acompañado únicamente por guitarra y cajón. Se encuentra en España para promocionar su álbum debut "Love & War" y frente a unos cuantos privilegiados se marca, micrófono en ristre, un acústico de cinco temas que muchos artistas consagrados quisieran poder ofrecer. Y es que hay algo diferente en Daniel. No solo es su voz negra, ácida y dramática al mismo tiempo, el joven australiano desprende soul por los cuatro costados y así lo demuestra con unas vibrantes interpretaciones de "Change", single de adelanto, "Impossible", "Red", "Chainsaw" y el exitazo internacional en el que colaborara con Mark Ronson, "Stop It".

Es en concreto gracias a Ronson que "Love & War" suena tan endiabladamente bien. El productor de moda (medio planeta aún se estremece con lo que el británico hizo con Amy Winehouse) absorbe todas las influencias del vocalista y nos las sirve en bandeja de plata. Desde el rock sureño al rhythm & blues de raiz pasando por el soul vintage sesentero, Ronson crea un colchón sonoro en el que los temas de Merriweather se acoplan como un guante. Y en su voz y técnica imperfectas es donde encontramos la gran virtud de quien es a estas alturas la revelación del año. Sus letras viajan de lo comprometido a lo cotidiano, del rencor a la displicencia y bien entre sintetizadores y filtros que nos recuerdan al Stevie Wonder de los setenta, bien entre guitarras acústicas y percusiones de corte "bluesy", el australiano se desenvuelve como pez en el agua para júbilo de los que aún creemos que una figura blanca puede dar mucho más que mercadotecnica envasada en formato retro. La música de Daniel Merriweather es, en tan solo nueve letras, auténtica.

Como muestra, un pequeño botón. Gracias a nuestros amigos de Cyloop Terra os traemos uno de los temas que interpretó en el exclusivo showcase madrileño.

blog comments powered by Disqus