Entrevista a Siji


Hablamos con Siji aprovechando el lanzamiento de su nuevo trabajo, ADESIJI, reciente disco de la semana en BSH. El “afrosoulman” contesta a nuestras preguntas sobre su nueva creación, y sobre otros aspectos como la industria musical, la situación política o la búsqueda de uno mismo por los rincones del mundo.

BlackSoundHistory: Antes de nada, ¡enhorabuena! God-given ofrecía una nueva perspectiva en el panorama musical y ADESIJI profundiza ese sonido. Cuatro años ha habido de por medio, ¿qué ha pasado durante ese tiempo? ¿Cuánto y de qué forma has madurado? ¿Malas, buenas experiencias?

Siji: Desde el lanzamiento de mi primer álbum, God-given, me he encontrado la voz musicalmente hablando. He crecido inmensamente como músico, productor y escritor, además, he conseguido los medios para invertir en mi propio estudio de grabación, en el que se ha grabado este segundo álbum, ADESIJI. También me han concedido el permiso de residencia permanente en los Estados Unidos, lo cual me costó bastante, y me quedo corto. Esto quiere decir que he optado por echar raíces aquí en los Estados Unidos al menos por un tiempo. Soy de naturaleza errante. Estuve buscando la inspiración en muchos sitios distintos y en mí mismo al no encontrarme en lugares conocidos. El nuevo trabajo se grabó primero en Baltimore, así como en Filadelfia, Chicago y Nueva York. Ahora apunto hacia África, en especial hacia mi cuna, Nigeria, como posible residencia y fuente de inspiración para mi próximo proyecto.

BSH: Está claro que tienes el corazón dividido entre tu herencia africana y la influencia del Soul y el Groove. Pero África tiene más presencia en este álbum: los ritmos, la lengua yoruba... ¿hay alguna razón?

S: La primera vez que me aventuré a cantar en yoruba fue en la colaboración que hice con el Dj y productor Alix Álvarez en 2005, Irinajo era la canción. Recuerdo perfectamente que cuando era niño mi padre me decía que él rezaba en yoruba para invocar mejor a los dioses, porque el inglés no era su lengua materna. De siempre he recordado eso y se podría decir que he metido más yoruba para conectar mejor con los dioses que me inspiran. Además, sentía la necesidad de explorar el uso del lenguaje y de los ritmos para obtener una atmósfera afro más conseguida.

BSH: Supongo que eres consciente de que tu música no es mainstream. Tienes un estilo rico y profundo, plagado de detalles, por tanto, imagino que para ti la música es algo más que un trabajo. ¿Qué papel juega la música en tu vida? ¿En qué grado dependes de ella?

S: La música siempre me ha servido como una vía para expresarme y transmitir mis sentimientos y mis ideas a los demás de una forma entretenida y desenfadada. Me ha enseñado a encontrar la inspiración y a conectar con otras personas a todos los niveles.

BSH: Instrumentación real, libertad de decisión, resultados exquisitos... ¡Tío! ¡Qué suerte! ¿Valoras todo esto

S: Internet y la tecnología han acabado con muchas barreras y nos ha permitido a los artistas entrar en contacto con la audiencia de una manera mucho más fácil que antes. Apoyo rotundamente esta nueva era y me motiva mucho el resultado.

BSH: Creo que estarás de acuerdo conmigo si digo que la música tuvo un punto álgido en la década de los 60 y 70. No es fácil encontrar artistas tan completos como tú fuera del mercado independiente. ¿Qué te parece el mundo de la música hoy en día?

S: Desde mi punto de vista, la industria musical se encuentra en su peor momento desde hace décadas por razones obvias. En los 60 y los 70 los artistas hacían música para expresarse libremente y hacer rotundas reivindicaciones y la industria los apoyaba. Cuando la industria empezó a colmarse de ejecutivos, accionistas, abogados y contables, el objetivo pasó a ser el de generar grandes beneficios y dinero fácil, y no el de crear arte de interés y con capacidad para hacer gozar durante años. Las compañías discográficas se han transformado en corporaciones transnacionales y multimillonarias que buscan dinero rápido a expensas del propio arte. Estoy totalmente convencido de que las cosas volverán a cambiar del mismo modo en el que se está ajustando todo en cualquier sector de la industria. Tan sólo los que están interesados en crear música por amor o por necesidad despuntarán y se harán oír entre tanto ruido.

BSH: En España decimos que soñar es gratis. Vamos a soñar un poco: imagina que puedes transportarte a cualquier lugar y a cualquier época. ¿Con quién te gustaría actuar?

S: ¡¡Con Miles Davis a la trompeta, John Coltrane al saxo tenor, Tony Allen a la percusión, Thelonius Monk a la teclas, Ron Carter al bajo, Jimmy Hendrix a la guitarra y de coristas y vocalistas a Marvin Gaye, Aretha Franklin y Fela Kuti!!

BSH: A partir de tus referencias musicales y de lo que puede leerse en tu biografía, has tenido siempre presentes los asuntos sociales y la lucha política. Por eso, esta pregunta es inevitable: ¿piensas que Obama es un salvador? ¿Tienes esperanzas en el nuevo presidente?

S: Barack Obama representa el cambio real y positivo además del surgimiento de una nueva generación de políticos y líderes del mundo. No llegaría al punto de etiquetarlo como un “salvador”, más bien como un icono para las nuevas generaciones. Confío plenamente en que realizará cambios para mejor e inculcará esperanza y orgullo en la psique de millones de personas que han sufrido marginación y han estado privadas de su derecho a voto durante décadas.

BSH: Te escapaste de Londres a los Estados Unidos dejándonos abandonados a los europeos. ¿No había cabida para tu música aquí o eres tú el que busca un lugar?

S: Crecí y desarrollé mi pasión por la música en el Londres de finales de los 80 y principios de los 90. Por aquel tiempo, buena parte de la música que me emocionaba y significaba algo para mí procedía de los Estados Unidos. Siempre quise formar parte de su escena para aprender de ella y contribuir, de ahí que cruzara el charco. También sentía que Europa era y sigue siendo el lugar del pop. Por lo que en el momento en que vi la oportunidad de salir, lo hice y no he vuelto la vista atrás desde entonces.

BSH: De todos modos, nos debes una gira europea. ¿Será eso pronto? ¿Pasará por España? (tengo los dedos cruzados)

S: ¡Estoy en ello!

BSH: Esto es todo, amigo. Black Sound History te agradece la atención y espera seguir escuchando tu cautivador sonido en próximos trabajos. ¿Algo que decir a los españoles?

S: Que me encantaría compartir mi sonido con todos vosotros dentro de poco.

blog comments powered by Disqus